INSPIRACIÓN

by - mayo 05, 2010


Es curioso lo que siente un cantautor (al menos algunos amigos y yo)cuando pasa un tiempo y no ha sido capaz de componer nada. Se me vienen a la cabeza cuestiones como : ¿Qué me pasa? ¿y si ya no vuelvo a tener inspiración? ¿y si no vuelvo a ser capaz de componer una canción en lo que me queda de vida?... y yo, que en algunos asuntos no soy muy dada a darle vueltas a la cabeza, resulta que,en este tema,si. Cuando me viene el agobio de componer, mi táctica es coger la guitarra, un lápiz y un papel. Enciendo la velita de la inspiración (cada uno tiene sus manías ¿vale?)la lámpara de mi mesilla y ahí que me pongo. Pueden pasar horas y horas, puden pasar días sin ser capaz de componer nada hasta que me doy por vencida y lo dejo. Lo curioso es que cuando menos me lo espero, cojo la guitarra y (sin encender velitas ni nada)compongo una canción entera en 15 minutos. A veces me pregunto si soy yo la que realmente compone las canciones o si es una fuerza extraña que se apodera de mi cuando quiere y solo de vez en cuando...


Gema Cuéllar.

Gracias por leer lo que escribo

Fotografía: Fernando Rivas

You May Also Like

8 comentarios

  1. como ya dijo en su día el maestro.. que cuando la inspiración llegue te encuentre trabajando.

    por muchos y fructíferos días soleados!

    pd. hasta el 1 junio!!

    ResponderEliminar
  2. aaay acabo de descubrirte! y me encantas! a partir de ahora escucharé tu musicaa, es que las pocas canciones tuyas que he escuchado son preciosaas! tienes una voz taaaaaan dulcee!
    por cierto, podrias decirme si vas a hacer alguna concierto por madridd? =)

    ResponderEliminar
  3. Holaa! muchas gracias por tomarte tu tiempo y escucharme! me alegro de que te haya gustado! :) el próximo concierto que daré en Madrid será el 23 de este mes de mayo en el Búho Real, compartido con un amigo cantautor. Pronto pondré el cartel por aquí! anímate! lo vamos a pasar muy muy bien! :)

    besitooos, gracias!

    ResponderEliminar
  4. la inspiración, menudo mosqueo tengo con ella... digamos que es caprichosa y esta muy mimada, aparece cuando quiere y la mayoria de las veces en momentos poco adecuados.

    yo creo que todas las canciones están esperando para ser escritas, estan volando sin que nadie las vea... pasan por tu lado sin que apenas te des cuenta de que están junto a ti; Un día por casualidad te rozan y ese achuchoncito te da para escribir tan solo una estrofa, y es en ese momento, cuando terminas de escribirla es cuando sabes que quizas nunca termines esa canción (a menos que te vuelva a rozar).
    Cuando te chocas de frente lo notas, lo notas tanto que no puedes evitar escribirla en cualquier parte, una servilleta, un trozo de papel que sacas de cualquier lado, un trozo de revista... y la melodia se clava tan fuerte en tu mente que no puedes sacartela de la cabeza..

    Será por eso que de mis canciones no he escrito ninguna en una libreta, ni en un folio.

    que la inspiración os acompañe!!

    un besito muy fuerte.

    ResponderEliminar
  5. La inspiración es caprichosa y suele llegar sin previo aviso, es de las pocas cosas por suerte que no logramos controlar, ni para ni bien ni para mal...Me siento tan identificada con lo que cuentas!! Yo también enciendo velas y esas cosas, si embargo, más de una canción o poema han nacido en momento menos esperado y en el contexto menos propicio. jajaja Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. En mi caso son las canciones las que me escriben a mi... Soy puro medio para que se reflejen. Quizá sea lo que te suceda

    ResponderEliminar
  7. No comparto lo que dices de componer. Un compositor compone igual que un escritor escribe. Y cuando lo hace profesionalmente debe dedicarle todo tiempo (el adecuado). Y trabajar.
    Me alegera ver que trabajas, has mejorado la técnica de la mano derecha (no tanto en los círculos armónicos), en las letras hay chispazos curiosos. Una voz que me gustaría tener en una formación.

    ResponderEliminar
  8. Me gusta pensar que las canciones y las historias ya existen de por sí y que somos nosotros los que abrimos las puertas para que pasen, y podamos verlas.

    JK

    ResponderEliminar